Ansiedad canina

Conoces a tu perro mejor que nadie ¿ Verdad?

Sabes cuando esta relajado, cuando está aburrido y cuando está feliz …

… ¿Pero también sabes cuándo está estresado?

La ansiedad del perro es un mal muy común

Lo primero que debes hacer es encontrar actividades que le diviertan, como salir a pasear, ir a algún club social para perros o practicar algún deporte. ¡Así que lo más importante es encontrar una manera de ayudarle a relajarse y divertirse!

¿Pero cómo podemos calmar la ansiedad en momentos puntuales? Vamos a ver algunos excelentes remedios naturales que puedes probar. Le ayudarán a evitar medicamentos farmacéuticos que tengan algunos efectos secundarios negativos.

Pero primero, algunos tips sobre la ansiedad del perro en general.

Tipos comunes de ansiedad en el perro.

Hay 2 tipos:

– de comportamiento

– situacional.

La ansiedad de comportamiento es cuando el perro tiene ansiedad constante por algo.

La ansiedad por separación es un ejemplo de ansiedad conductual. Es la ansiedad más común en los perros. Algunos expertos estiman que alrededor del 14% de los perros la padecen. Estos perros temen estar solos en casa o separados de su familia de alguna manera.

Puede haber muchas causas de ansiedad de comportamiento. El trauma o el abuso pueden hacer que su perro reaccione o actúe.

La ansiedad situacional es cuando su perro tiene miedo de algo específico, como tormentas u otros ruidos fuertes, viajes en automóvil o ir al veterinario o al peluquero.

¿ Cuales son los signos de ansiedad de los perros?

A veces es fácil saber cuándo tu perro está ansioso. Otras veces es posible que tengas que prestar mucha atención. Pueden ser algunos de estos los signos más comunes de la ansiedad del perro:

  • Comportamiento destructivo.
  • Ladrar
  • Lloriquear
  • Inquietud
  • Lamido excesivo
  • Agresión
  • Temblor
  • Jadeo excesivo

¿Qué pasa con los tratamientos convencionales?

Es una pena ver miles de animalitos anestesiados por medicamentos bastante fuertes, aquí hay algunos como el Valium, Xanax, ProZac, Paxil o Lorazepam. Seguro que ya has escuchado alguno.

La mayoría de los perros tienen que tomar estos medicamentos durante varias semanas antes de que haya un cambio. Pero eso no significa que el tratamiento se detenga después de eso.

Algunos perros pueden dejar de tomarlos, pero otros necesitan un tratamiento de por vida por no poner soluciones como las mencionadas al principio.

Y estos medicamentos vienen con una larga lista de efectos secundarios adversos.

Algunos de ellos incluyen:

  • Aumento o disminución del apetito.
  • Letargo y / o somnolencia
  • Aprendizaje afectado y memoria.
  • Aumento de la micción
  • Malestar estomacal, diarrea, vómitos.
  • Mayor agresión y ansiedad.
  • Daño al hígado
  • Convulsiones
  • Insomnio
  • Irregularidades en la piel

Seguramente como todo en la vida hay casos que será inevitable tener que acompañar con algún medicamento tan fuerte pero afortunadamente, hay muchas alternativas naturales que puede usar de manera segura para calmar a su perro y ayudarlo a lidiar con su ansiedad.

En Mascotetes abogamos por productos naturales que ayuden al perro desde otro prisma.

Como premios calmantes que entre otras cosas lleva manzanilla que tiene un efecto calmante y tb hojas de cáñamo. Vienen muy bien para momentos de ansiedad situacional.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


Este sitio usa MATA-HOYGAN para eliminar el Lenguaje HOYGAN y Censurar el Lenguaje Obsceno.